pensamientos

LOS DÍAS DE BIRMANIA

Se unió a la Policía Imperial Británica porque no consiguió una beca para ir a la universidad y su familia tampoco podía costearle los estudios. No soportó el colonialismo inglés y pronto dejaría Oriente. Eric Arthur Blair era periodista y escritor.

Decidió trasladarse a Europa para conseguir vivir de las palabras, lo pasó mal. Sin blanca en París y Londres es su segundo libro, y  todo el mundo lo conoce por el seudónimo de George Orwell.

Orwell llegó a Barcelona el 26 de diciembre de 1936 para cubrir la guerra y terminó combatiendo contra los sublevados, se alistó en el POUM y sufrió la furia antitroskista que emanaba de Moscú. Trabajó para la BBC y como el mismo reconoció se vio obligado a hacer propaganda durante la Segunda Guerra de Europa, o Mundial como la suelen denominar los libros de Historia.

Robert Capa, Magnum. Despedida de la Brigadas Internacionales 1938

Robert Capa, Magnum. Despedida de la Brigadas Internacionales 1938

Vivió en una época muy compleja y supo ver más allá de los acontecimientos que sucedían entonces, describió la lógica del sistema político estatal hacia el que hoy en día nos acercamos. 1984 se merece un lugar especial en el universo de los libros. Aunque se tilda de anticomunista, lo cierto es que es un canto amargo a la pérdida de la libertad bajo las fauces del Estado. 1984 narra las consecuencias de un sistema político de opresión y control en el cual la “la guerra es la paz, la libertad es la esclavitud y la ignorancia es la fuerza”. Estas tres sentencias hacen pensar ¿verdad?.

Orwell-Typewriter

Cuando un año termina hay quienes solemos hacer un balance, no se muy bien para que, pero se hace. En esta recolección de información, resaltan ciertas personas que nos influyeron hasta tal punto que algo en nuestro interior se transformó y todos nuestros esquemas se derrumbaron. Si he de nombrar a alguien ahora mismo ese debe ser indudablemente Orwell. Me impresionó su historia, a los periodistas no suelen gustar las biografías de los grandes del oficio, y sus escritos me hicieron ver más clara la realidad que percibo.

Dice un teórico de las relaciones internacionales que “Todo Imperio perecerá”, pero mientras lo hace, tenemos que sufrir sus consecuencias y puede que entretanto se nos vaya la vida. La libertad que nos pertenece, terminará llegando, pero es preciso empezar a pelear por ella.

Con Orwell despido el dos mil catorce. Concluida mi valoración anual, el veredicto es claro: mejorar individualmente para que este sistema disparatado vaya perdiendo poder. Siendo realistas es mi única capacidad de maniobra.

P.D: Gracias a quienes me regalan su tiempo visitando este espacio. El fin último de escribir es que alguien lo lea, y esa es la recompensa más grande. Mis mejores deseos. Hasta pronto.

!Feliz 1984!

Anuncios

DE MÚSICA SOMOS

Diciembre

Cuando afino el oído escucho
músicas que vienen de muy lejos,
del pasado, de otros tiempos,
de horas que ya no son,
y de vidas que ya no están.
Quizá las vidas nuestras
están hechas de música.
En el día de la resurrección,
mis ojos se abrirán nuevamente en Sevilla.

(De Boabdil, último rey de la España musulmana)

Eduardo Galeano, Los hijos de los días

La judería cordobesa, 2012. ©MirMedeiros

La judería cordobesa, 2012. ©MirMedeiros

LA VENGANZA DE LA GEOGRAFÍA, Cómo los mapas condicionan el destino de las naciones

En épocas convulsas y de agitación humana la atención de los decisores políticos vuelve de nuevo a centrarse en los mapas; la vieja y casi olvidada  geopolítica emerge de nuevo a la vanguardia de los discursos que de algún modo tratan de explicar  el porqué de las dinámicas internacionales.

images

El periodista y analista político neoyorkino Robert D. Kaplan, trata de desvelar en su libro La venganza de la geografía las claves de  actuación de las potencias principales en la era contemporánea.  Impera en su discurso la visión anglosajona de la política mundial, pareciendo que el trasfondo del documento, es la confección de un programa de política exterior para  que los Estados Unidos aseguren el sistema unipolar. Propaganda, geografía, historia y política son los ingredientes fundamentales de este ensayo.

El ser humano ha prestado atención a la geografía desde la época de Eratóstenes, pero no será hasta el siglo XIX cuando Johan Rudolf Kjellén acuñara el vocablo “geopolítica”.  Kjellén fue el precursor de una amplia miríada de autores y teóricos como Halford John Mackinder, Nicholas John Spykman y Alfred Thayer Mahan, entre otros, de los que se valdrá Kaplan para elaborar una guía de las debilidades y ventajas de los  estados que compiten a día de hoy por aumentar su poder e  influencia tanto a nivel regional como mundial[1]. El libro devuelve  así al mapamundi físico una importancia que dentro de los círculos intelectuales estadounidenses que parecía haberse perdido tras la caída del Muro de Berlín.

Rusia, China, India, Estados Unidos, Alemania (Unión Europea) Irán y Turquía serán los protagonistas de este análisis.

Kaplan se muestra como un realista [2]adepto a los determinismos probabilístico de Raymond Aron, realizando continuas comparaciones de las realidades pasadas –tanto históricas como geográficas– de los distintos estados para explicar su posición y su proyección internacional en la actualidad. Aunque no se deja llevar por el imperativo determinista enfatizando en la posibilidad que tiene el ser humano para vencer los condicionantes geográficos.

Sin embargo se olvida  de mostrar que la geografía no solo puede ser modificada por los individuos, sino que existen otros factores influyentes, como los propios condicionantes naturales.

El mundo físico está cambiando debido a la acción de la meteorología, el aumento de temperatura, los deshielos árticos, huracanes y terremotos que  modificarán la geografía tal y como se muestra actualmente. Como el propio Kaplan señala,  el posible  deshielo de océano Ártico (otra vía marítima que poco a poco abría nuevas sendas para Rusia),  con las previsibles consecuencias sobre los flujos del comercio mundial; resulta cuanto menos curioso que el escritor no haya profundizado más en estos aspectos.

El mundo de Kaplan es el de Mackinder y Spykman, haciendo un símil entre el “cinturón yermo” del primero y el “anillo continental” del segundo. Spykman, considerado el padre de la geopolítica norteamericana, pone de manifiesto que el corazón de la Isla Mundial no es más importante que el dominio del Rimland (anillo continental que bordea Eurasia), zona muy convulsa y plagada de conflictos.

image008

La actualidad internacional parece darle la razón a Mackinder cuando alude a que la Europa oriental es la llave del corazón del continente; Ucrania entre la OTAN y Rusia ha estado desestabilizada desde el pasado mes de noviembre de 2013. Los acontecimientos trajeron consigo las declaraciones casi similares de la UE y USA en las que se instaba al hoy fugitivo presidente a frenar la situación y  convocar elecciones.

La instrumentalización de las protestas  parece obedecer a un patrón que se repite desde el Túnez de Ben Alí, la contrarrevolución a Mursi, la intervención en Libia o el intento de intervención en Siria, salvando las distancias (los golpes de estado parecen haber cambiado en su formulación en los últimos años, hoy se hacen con revueltas populares y en nombre de la democracia). En este caso las políticas exteriores de USA y la Unión Europea han ido de la mano (al contrario de lo que sucedió en Irak 2003). Con el  previsible cambio de tendencia ucraniano, USA se asegura de la contención de la influencia rusa en el corazón europeo.

En el Oriente Medio la principal potencia geopolítica es el pivote iraní, una influencia occidental en el país se traduciría en una influencia a nivel regional.  La teoría del Rimland está en plena conexión con las ideas de Mahan, ya que  Spykman destaca la importancia del Rimland con las conexiones marítimas que sirven de comunicación.  Pero también  con contención  y estrategia militar como la que lleva USA contra China conteniendo su influencia naval a través de  las bases militares estadounidenses en sus espacios acuáticos más cercanos.

Más allá de la geografía, las ideas políticas, la religión y la cultura son factores desencadenantes de manifestaciones políticas que a nivel global puede afectar al rumbo de las tendencias sobre las que se vehiculan las relaciones internacionales. La geografía física determina ciertos aspectos, pero evidentemente no todos. Pero lo cierto, es que hay zonas en el mundo que parecen destinadas a una desestabilización constante dada su importancia geopolítica.

El auge de lo que Kaplan define como tecnología disruptiva (El famoso gusano informático Stuxnet, con el que se dañó el programa nuclear iraní, da buena cuenta de la importancia que la tecnología ejerce), dispuesta a romper el statu quo del poder internacional establecido, parece que desembocará en una tendencia multipolar, donde los grandes bloques regionales con sus potencias a la cabeza lucharán por el control de recursos de esos territorios.  La tendencia multipolar se evidencia en la denominada “segunda era nuclear” donde los países del Tercer Mundo podrán tener acceso a la tecnología atómica  con la que tratarán de evitar la influencia extranjera sobre la soberanía de sus territorios.

A partir de estas teorías Kaplan analiza los estados principales con los que USA tiene que lidiar para conservar el poder mundial. Para el periodista el peligro más alarmante es China y recomienda también una mayor atención a la frontera mexicana, donde las presiones demográficas de la población latina podrían hacer tambalear al nacionalismo estadounidense.

CHINA-INDIA

La República Popular China tiene su propia área de influencia comercial segura, donde las pocas oposiciones como la de Vietnam se salvan satisfactoriamente mediante el comercio. Una economía creciente,  dispuesta al control marítimo (con la construcción de la armada)  y a la expansión de sus comunicaciones con aquellos estados -Turkmenistán, Kazajistán e Irán-  en los que encontrará los recursos para su abastecimiento energético.

Sus características internas e históricas de centralización y el control férreo del Partido Comunista son un freno al cambio  y  garantía de cohesión para que la sociedad permanezca bajo ese régimen político.

Este último aspecto la diferencia de la India, el  otro gigante económico, que amplía sus conocimientos militares con las teorías de Mahan y con un creciente ejército, pero con una particularidad, que no viene determinada exclusivamente por la geografía si no de la división social de la castas, las revueltas naxalistas, las insurgencia étnicas del noroeste (movimientos separatistas en el Punjab, Assam…) y el terrorismo islámico dada la cooperación entre Pakistán y Bangladesh y la radicalización del fundamentalismo hindú apoyado de manera taxativa por Indira Gandhi,  hacen que la India debido a la permeabilidad de sus fronteras soporte más tensiones que China y corra el riesgo de no controlar su territorio, como su historia ha demostrado. De ahí que desde la óptica estadounidense China obtenga más atención.

IRÁN

La República Islámica de Irán es otro de los focos de interés para Estados Unidos, según Kaplan. Israel es el  aliado americano más firme en la región.

El autor acierta al destacar la importancia geográfica iraní y los recursos que alberga en su territorio. Desde su posición geográfica, Irán, se pueden expandir en todas las direcciones; siendo ya una gran potencia en el mundo antiguo conserva su legado histórico y cultural en mayor medida que  el resto de países de la región. Según Michael Axworthy, académico  británico antiguo encargado de la sección de Irán en la British Foreign & Commonwealth Office entre 1998-2000, citado en el libro, la idea de Irán es un imán de civilizaciones, y podría convertirse en un precedente para que otros territorios próximos siguiesen sus pasos. Con zonas de influencia destacadas y acusado de auspiciar diversos movimientos islamistas y terroristas como Hizbolah en el Líbano y Mahir en Irak, trata de aumentar su dominio ideológico en mundo árabe en contraposición a la Arabia Saudita suní y aliada de USA.  El desarrollo de su programa nuclear lo ha llevado a soportar numerosas sanciones económicas, en contra de la voluntad de Rusia, China y Turquía.

TURQUÍA

Turquía, otro país central geopolíticamente, se encuentra en una transición entre el kemalismo pro europeísta de Ataturk y el acercamiento hacia los territorios islámicos a través de las políticas del presidente Erdogan.

RUSIA

Rusia, el archienemigo de USA acusado de imperialista e expansionista dada la inseguridad de sus fronteras abiertas y tratando de ejercer su dominio, solo pretendería mantener su antiguo espacio de influencia. La guerra de Georgia en 2008 y las presiones sobre Ucrania a día de hoy serían dos ejemplos claros de la importancia que para los sucesores del viejo imperio de los zares tiene el mantener un espacio estratégico de influencia.

OBRAS DE CONSULTA

Libros y artículos

-Donnelly, Jack (1999), “El realismo y el estudio académico de las relaciones internacionales” en James Farr, John S. Dryzek y Stephen T. Leonard (eds.), La ciencia política en la historia, Istmo, Madrid, pp. 227-256.

-Gallois, Pierre M. (1992), Geopolítica: Los caminos del poder, Ediciones ejército, Madrid.

-Kaplan, Robert D. (2012), La venganza de la geografía: Cómo los mapas condicionan el destino de las naciones, RBA,  Barcelona.

-Lacoste, Yves (2009), Geopolítica, Síntesis, Madrid.

-Mackinder, Halford J. (2010), “El pivote geográfico de la historia”  en Geopolitica(s), vol. 1, nº 2, pp. 301-319 (e.o inglesa 1904).

-Schölogel, Karl (2007), En el espacio leemos el tiempo. Sobre Historia de la civilización y Geopolítica, Siruela, Madrid.

Recursos electrónicos

 http://librospeligrosos2.blogspot.com.es/2013/02/la-venganza-de-la-geografia-por-robert.html

http://www.anuarioasiapacifico.es/pdf/2006/018Bernat_Masferrer.pdf

 

 

[1] Una buena introducción a la geopolítica puede verse en: Pierre M. Gallois, Geopolítica: Los caminos del poder, Ediciones Ejército, Madrid, 1992.

[2] Una breve introducción al realismo puede encontrarse en: Jack Donnelly, “El realismo y el estudio académico de las relaciones internacionales” en James Farr, John S. Dryzek y Stephen T. Leonard (eds.), La ciencia política en la historia, Istmo,  Madrid, 1999, pp. 227-256.

Notas y Letras

Homenaje a Oscar Wilde.

Pequeños fragmentos de sus pensamientos, De profundis.

“…El sufrimiento -aunque suene curioso a tus oídos- es el medio por el cual existimos, pues se trata del único medio que nos hace conscientes de existir. Y la remembranza del sufrimiento en el pasado resulta necesaria como garantía y evidencia de nuestra continua identidad…”

“…Los dioses son extraños. No hacen sólo de nuestros vicios instrumentos con que azotarnos. Nos llevan a la ruina valiéndose de lo que en nosotros es bueno, afable, compasivo, amoroso…”

“…El sufrimiento es un único y prolongado instante…”

“…Dante coloca en las profundidades del Infierno a quienes viven obstinadamente en la tristeza, y acudí a la Biblioteca del Colegio y busqué ese pasaje de la Divina Comedia donde, bajo la lúgubre ciénaga, yacen aquellos que fueron tristes en el aire dulce (…) Tampoco entendía que Dante, quien dice que el dolor vuelve a casarnos con Dios, fuese tan severo con los enamorados de la melancolía, si realmente los hubiera. No tenía la más remota idea de que tal cosa habría de convertirse un día en una de las grandes tentaciones de mi vida (…) Debo aprender a estar contento y feliz…”